Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

800 agentes garantizarán la seguridad en Cantabria este verano.

800 agentes garantizarán la seguridad en Cantabria este verano.

El número de agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil ha experimentado un incremento del 8,2% desde 2018, según ha informado la delegada del Gobierno en Cantabria, Ainoa Quiñones.

En la Operación Verano en Cantabria, que se llevará a cabo del 1 de julio al 31 de agosto, participarán un total de 812 agentes de ambos cuerpos. Durante este período, se aumentará la vigilancia y control en diferentes áreas como vías de comunicación, estaciones, puertos, aeropuertos, hoteles, playas, campings y eventos que congreguen a gran cantidad de personas.

De los agentes destinados a la operación, 253 pertenecen a la Policía Nacional y 559 a la Guardia Civil. Este incremento en el número de efectivos, que alcanza los 1.767 entre ambos cuerpos, es el más alto de los últimos 11 años en Cantabria, gracias al aumento del 8,2% en las plantillas impulsado por el Ministerio del Interior desde 2018.

En los próximos días, se espera que se incorporen más agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil a sus destinos en Cantabria, lo que permitiría alcanzar una cifra cercana al récord histórico de 1.802 efectivos registrados en 2011.

Desde diciembre de 2017, se han incorporado un total de 134 nuevos agentes en Cantabria, lo que supone un incremento del 8,2%. Anteriormente, durante siete años consecutivos, se había producido una disminución en el número de efectivos, perdiendo un total de 169 agentes entre 2011 y 2017. Sin embargo, en los últimos cinco años, el Gobierno ha apostado por recuperar las plantillas de ambos cuerpos y se han realizado cinco ofertas de empleo público con tasas de reposición superiores al 100%.

Este incremento en las plantillas de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado también se ha producido a nivel nacional, alcanzando los 156.453 agentes en los próximos días, con 74.458 en la Policía Nacional y 81.995 en la Guardia Civil. Según la delegada del Gobierno, se trata del máximo histórico de agentes, superando el récord anterior registrado en diciembre de 2011.

La Operación Verano, diseñada e impulsada por la Secretaría de Estado de Seguridad, se llevará a cabo en diferentes regiones de España hasta el 31 de agosto, y hasta el 30 de septiembre en las Islas Baleares. El objetivo principal es incrementar la seguridad ciudadana en las zonas turísticas y minimizar los riesgos asociados a la actividad delictiva, según ha destacado el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.