Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

El Corredor de Ecoturismo de la España Verde expandirá su alcance a Liébana, Saja-Nansa y las marismas de Santoña.

El Corredor de Ecoturismo de la España Verde expandirá su alcance a Liébana, Saja-Nansa y las marismas de Santoña.

En el norte de España se está desarrollando el mayor corredor ecoturístico de Europa, que ofrecerá experiencias sostenibles en más de 20 espacios naturales protegidos. Este proyecto, conocido como el Corredor de Ecoturismo de la España Verde, incluirá zonas de especial conservación, como Liébana y Peñarrubia, la Montaña Oriental, Saja-Nana y las Marismas de Santoña, Victoria y Joyel. Estos espacios se beneficiarán tanto social como económicamente, ya que permitirán el desarrollo de iniciativas de empresas privadas.

La consejera de Cultura, Turismo y Deporte, Eva Guillermina Fernández, presentó este proyecto al sector turístico el pasado jueves. La región, junto con el resto de comunidades del norte del país, participa en este proyecto que busca crear el mayor corredor ecoturístico de Europa. La iniciativa recorre el País Vasco, Cantabria, Asturias y Galicia, ofreciendo experiencias turísticas en los espacios naturales protegidos de cada autonomía.

En total, el Corredor de Ecoturismo agrupará más de 20 espacios naturales y aproximadamente 120 iniciativas empresariales. Además, cuenta con una financiación cercana al millón de euros provenientes de fondos europeos. El objetivo principal es impulsar el turismo sostenible, enfocándose en la conservación de zonas especialmente sensibles y la dinamización local a través de la creación de oportunidades de negocio y una oferta turística única.

La consejera Fernández subrayó la importancia de este proyecto para poner en valor los espacios protegidos y concienciar a la población sobre la conservación de estos lugares únicos. El Corredor de Ecoturismo es el mayor proyecto desarrollado por la marca España Verde, en colaboración con Turespaña y la Asociación de Ecoturismo de España.

Amanda Guzmán, gerente de la asociación, explicó que además de la promoción, se llevarán a cabo acciones de sensibilización y formación con los agentes locales. El objetivo es desarrollar experiencias auténticas de ecoturismo que cumplan con criterios de sostenibilidad, apoyo local y vinculación al territorio. El proyecto se extenderá hasta noviembre de 2024 y se espera que más empresas se sumen a las ya existentes, ofreciendo experiencias relacionadas con la observación de osos y otros ámbitos naturales.