Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

El soterramiento del tren en Torrelavega aumenta su coste en un 56,6% alcanzando los 130 millones de euros.

El soterramiento del tren en Torrelavega aumenta su coste en un 56,6% alcanzando los 130 millones de euros.

El soterramiento de las vías del tren en Torrelavega ha experimentado un aumento significativo en su presupuesto, alcanzando los 130 millones de euros más IVA. Este incremento del 56,6 por ciento respecto a los 83 millones inicialmente previstos se debe a la incorporación del aparcamiento subterráneo y a un aumento de los precios unitarios no contemplados en el acuerdo original.

Tanto el Gobierno de Cantabria como el Ayuntamiento han comunicado esta decisión tras la reunión de la Comisión de Seguimiento del proyecto, en la que también participó Adif.

En la reunión, las tres administraciones públicas involucradas en el proyecto han aprobado la actualización de los costes, lo que implicará reprogramar la inversión acordada en una nueva adenda al convenio en los próximos meses.

La inversión actualizada, que supera los 130 millones de euros con el sobrecoste incluido, será financiada por las partes según lo establecido en el convenio original: un 50% del Estado a través de Adif, un 30% del Gobierno regional y un 20% del Ayuntamiento.

El consejero de Fomento, Roberto Media, ha reconocido que la programación económica del convenio hasta el momento no había sido realista. Sin embargo, el gobierno regional se compromete a aportar 39,3 millones de euros, 14,4 millones más de lo establecido anteriormente, enfatizando que esta inversión es firme y no habrá marcha atrás.

En cuanto a los "reajustes" de gastos respecto al proyecto inicial de 2011, el alcalde, Javier López Estrada, ha destacado que la nueva inversión incluye la estación y la urbanización exterior. También ha informado que las obras de la vía auxiliar empezaron en diciembre y se espera que finalicen en febrero de 2025.

Por otro lado, el proyecto del nuevo aparcamiento y del soterramiento se encuentra en fase de supervisión y se espera su aprobación en el verano de 2014, con la licitación antes de fin de año y el inicio de las obras en mediados de 2025.