Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

Hombres condenados a cárcel por abuso sexual a pareja de un amigo.

Hombres condenados a cárcel por abuso sexual a pareja de un amigo.

La Audiencia Provincial de Cantabria ha condenado hoy a dos hombres a dos años de prisión cada uno por abusar sexualmente de una joven de 21 años, pareja de un amigo suyo, cuando los tres dormían en la misma cama.

La Sección Primera de la Audiencia tenía previsto celebrar el juicio esta mañana, pero al inicio del mismo la fiscalía, la acusación particular y las defensas de los acusados han informado al tribunal de que habían llegado a un acuerdo.

Los dos hombres han reconocido los hechos y se han confesado autores de un delito de abuso sexual con penetración, con la concurrencia de las circunstancias atenuantes de embriaguez y reparación del daño, ya que han consignado en el juzgado 20.000 euros en concepto de indemnización por la posible responsabilidad civil en que pudieran haber incurrido.

Según se ha dado por acreditados, los dos acusados se encontraron de madrugada a la joven, que había consumido bebidas alcohólicas y hachís, y había discutido con su novio, que se había ido y ella estaba buscándole por distintos locales de Santander.

La mujer estaba "llorando y muy embriagada", y los dos acusados "se ofrecieron a acompañarla a buscara su pareja, y decidieron aprovecharse de la situación de la víctima para mantener relaciones sexuales con ella, "tras fingir que la consolaban".

La joven no conocía la ciudad y tampoco recordaba dónde tenía aparcado su coche, así que los acusados le dijeron que podía dormir en casa de uno de ellos, lo que ella aceptó porque no estaba en condiciones de conducir.

Una vez en la vivienda, le ofrecieron una sustancia blanca que ella esnifó sin conocer de qué se trataba. Tras encontrarse "muy aturdida", se acostó en la cama con los dos acusados, quedando en medio de ambos.

Entonces, empezaron a realizarle tocamientos, procediendo ella, "a pesar de su aturdimiento, a retirarles la mano y a decirles en varias ocasiones que no quería mantener relaciones sexuales".

Pese a la negativa de la joven, uno de ellos se colocó sobre ella y la penetró vaginalmente, "tratando ella de quitarse de encima al acusado sin lograrlo, a causa del estado de intoxicación en el que se encontraba".

El otro, finalmente también se giró hacia la joven y, pese a su negativa, "introdujo mínimamente su pene en la vagina de ella, sin llegar a completar la relación".

Como consecuencia de estos hechos, la joven ha sufrido un trastorno adaptativo y depresión reactiva.

Ambos acusados habían ingerido alcohol y la misma sustancia que la chica, lo que afectaba "levemente" su capacidad volitiva.

Los hechos constituyen dos delitos de abuso sexual con penetración, con la concurrencia de las atenuantes de embriaguez y reparación del daño.

La pena para cada uno es de dos años de prisión, cuatro años de libertad vigilada y cuatro años de prohibición de comunicar y acercarse a la víctima.

En concepto de responsabilidad civil, se les ha impuesto una indemnización de 20.000 euros, la cuantía que ya han consignado.

SANTANDER, 27 Abr.