• lunes 6 de febrero del 2023

Otros cinco detenidos por la quema de automóviles y actos salvajes en Cantabria

img

Se aúnan a otros 2 arrestos por incendiar turismos, y cinco están en prisión, por ciento turismos carbonizados y daños por 1,5 millones

SANTANDER, 29 Sep.

La Guardia Civil de Cantabria ha detenido a otras cinco personas, 4 hombres y una mujer, de entre 24 y 37 años y vecinos de Santander y El Astillero, por la quema de automóviles este verano en la zona -2 de ellos- y actos salvajes -los otros tres-.

Estos arrestos, practicados la semana anterior, se aúnan a los 2 llevados a cabo a fines de agosto por incendiar turismos, en rutas fases de la operación, llamada 'Nusku'.

Cinco del total de detenidos -a los que se imputa la quema de automóviles- han ingresado en prisión tras pasar predisposición judicial por unos hechos que se han saldado con cien vehículos carbonizados o damnificados por el fuego, asciendo el perjuicio económico provocado a mucho más de 1,5 millones de euros, asimismo por daños en moblaje urbano.

A los 2 hombres de 20 y 28 años, vecinos de Maliaño y Santander, detenidos a fines de agosto por dañar o incendiar mucho más 50 automóviles y elementos de moblaje urbano, y que ingresaron en la prisión, se sumaron en este momento tres detenidos mucho más por exactamente los mismos hechos, y otros tres por actos salvajes.

Y es que las indagaciones efectuadas la Guardia Civil descubrió que varios de los pertenecientes del conjunto estuvieron ocasionando, desde 2019, distintas daños a la propiedad, como vaciar un extintor en los depósitos del motor de un vehículo, pegar contra columnas de un estacionamiento comunitario un automóvil al que antes habían roto entre los cristales para lograr moverlo, al unísono que lo empotraban contra otros turismos estacionados.

También, llegaron a poner un ciclomotor tirado en una curva de la carretera de la Plaza Numancia de Santander, como obstáculo y en un día lluvioso, con la supuesta intención de ocasionar un incidente.

Estos hechos fueron realizados tanto en Santander como en localidades del arco de la Bahía, con el aparente propósito de grabarlos y difundirlos entre ellos, más allá de que cada vez estas acciones eran "de sobra extensión", hasta llegar a abrasar automóviles.

Así, a lo largo del pasado verano, el nuevo conjunto hacía quedadas los fines de semana o festivos para perpetrar los incendios, poniendo en varias oportunidades en riesgo a la gente, en tanto que los automóviles quemados estaban al lado de casas que habían de ser evacuadas.

Desde la desarticulación de este conjunto han cesado los incendios premeditados en automóviles, ha señalado el centro armado.

Más información

Otros cinco detenidos por la quema de automóviles y actos salvajes en Cantabria