• domingo 5 de febrero del 2023

Santander aprueba el emprendimiento de reforma del Banco de España como sede del Reina Sofía-Archivo Lafuente

img

SANTANDER, 9 Ene.

La Junta de Gobierno local aprueba este lunes el emprendimiento técnico de ejecución para la rehabilitación del Banco de España como espacio expositivo asociado al Museo Nacional de Arte Reina Sofía-Archivo Lafuente, elaborado por la UTE Voluar Arquitectura-Cero Arquitectura y va a suponer una inversión de 15,7 millones.

La actuación va a tener un período de 24 meses y se licitará a la mayor brevedad a fin de que las proyectos logren comenzar esta primavera, ha adelantado en publicación oficial el concejal de Fomento, César Díaz.

El emprendimiento va a poner el foco en la conservación de la envolvente neoclásica del edificio y convertirá su interior con una actuación en 4.000 m2 para transformarlo en un espacio expositivo y un fichero de singularidad única y maleable, dispuesto para albergar cualquier demanda futura.

Díaz ha recordado que este espacio expositivo va a ser viable merced a una inversión "precisa y copiosa" por la parte del Ayuntamiento y va a suponer "un peldaño mucho más" en el planeta de la civilización, como elemento tractor para atraer nuevos expertos y compañías culturales, y como complemento a una sucesión de equipamientos que "están transformando a Santander en referente cultural en todo el país y también en todo el mundo".

Díaz ha señalado la coordinación entre las áreas y profesionales municipales implicados, al Gobierno central por comprar los fondos del Archivo Lafuente y a los profesionales del Reina Sofía y la UTE Voluar-Cero Arquitectura, y ha recordado que esta aprobación acaba el trabajo efectuado por el conjunto de rastreo que se creó entre el Ayuntamiento, el Museo Reina Sofía, el Archivo Lafuente y el aparato redactor del emprendimiento y directivo de las proyectos.

El emprendimiento nace de la necesidad de preservar la envolvente neoclásica del edificio y la aspiración de realizar un interior maleable, creando espacios para exposiciones y ocupaciones con los mayores grados de independencia viable, conforme han explicado los arquitectos autores del mismo.

Se proyecta un nuevo servicio estructural, con 4 enormes núcleos en situación simétrica, liberando un deambulatorio cerca del patio central en un claro diálogo con las trazas auténticos de edificio.

En el interior de estas 4 torres, sobre las que se sostiene todo el edificio y la novedosa cubierta, se desarrollan los núcleos de comunicación vertical, escaleras, elevadores y montacargas; tal como el despliegue ramificado de las instalaciones y los espacios de servicio al edificio.

El emprendimiento establece cinco plantas y 2 accesos al edificio: el peatonal, desde la sección derecha de la testera primordial; y el de mercancías, asociado a la testera posterior.

La planta de ingreso primordial se localizará en el sótano -1, bajo la planta baja, en mejor contacto con la calle para aceptar un ingreso peatonal universal libre de óbices desde Alfonso XIII. Por su parte, la planta -2 va a ser para almacenaje y cuartos de servicios.

El viejo foso se transformará en un Ágora, una pequeña plaza para el acercamiento y asamblea bajo el patio y la linterna de luz de cinco plantas. Será el sitio de comienzo para conocer y comprender el edificio.

El nuevo patio dejará que la luz natural cosa todo el interior, bañando desde la cubierta hasta el primer sótano. La planta baja, lo que era el patio de operaciones y atención al público del Banco, queda abierta para lograr acoger cualquier clase de exposición.

Se sostiene el ingreso primordial, rehaciéndose la escalinata y restaurando la puerta de cerrajería, reservándola para enormes acontecimientos o actos de carácter institucional.

Se crean 2 entreplantas en los laterales para las muestras bibliográficas y reportajes o los acontecimientos internos y muestras de las exposiciones, admitiendo hacer unos espacios expositivos de carácter mucho más íntimo.

La planta primera, con las balconadas socias, se destinará a las áreas de trabajo de administración y espacios de trabajo y solicitud de estudiosos externos, y en la planta segunda va a estar el Archivo Lafuente, bajo un control atmosférico y una seguridad estructural únicos.

Uno de los puntos mucho más interesantes va a ser la azotea y el mirador sobre la bahía de Santander, listo para acoger exposiciones exteriores, con estatuas al aire libre, y que asimismo va a poder usarse para acontecimientos, charlas y otros encuentros.

La vieja sede del Banco de España en Santander, construida entre los años 1924 y 1925 por el arquitecto Eloy Martínez del Valle, está situada en un enclave estratégico, al lado de la Catedral y en frente de los Jardines de Pereda, entre el Centro Botín y el futuro Museo del Banco Santander.

Más información

Santander aprueba el emprendimiento de reforma del Banco de España como sede del Reina Sofía-Archivo Lafuente