Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

Santander ultima su Plan contra el Ruido en medio año

Santander ultima su Plan contra el Ruido en medio año

El Partido Popular ha logrado sacar adelante una moción presentada por el Partido Socialista para avanzar en la declaración de las zonas acústicamente saturadas en Santander.

El Ayuntamiento de Santander ha adjudicado a la empresa Acusttel la elaboración del Plan de Acción contra el Ruido en la ciudad, que incluirá a la zona de ocio nocturno y estará listo dentro de seis meses.

La concejala de Medio Ambiente, Margarita Rojo, ha anunciado esta medida durante el debate de la moción del PSOE, la cual ha sido respaldada por los concejales 'populares' del equipo de Gobierno tras añadir una enmienda transaccional del PP. Por otro lado, Vox, PRC e IU-Podemos se han abstenido en la votación.

Esta iniciativa surge a raíz de la aprobación por parte del Consistorio del Mapa Estratégico del Ruido sin incluir las mediciones en las zonas de ocio nocturno, y busca no solo redactar el Plan de Acción contra el Ruido en grandes ejes viarios o zonas industriales, sino también en áreas más afectadas por el ruido como Cañadío o Río de la Pila.

Además, se ha decidido declarar las zonas como zona acústicamente saturada a través de una enmienda del PP, la cual plantea modificar la ordenanza municipal para establecer un procedimiento de evaluación y fijación de estas zonas en un plazo de seis meses antes de su aprobación.

Una vez definido el procedimiento y establecido en la ordenanza, se llevará a cabo un estudio específico para analizar estas zonas y proponer la declaración de las zonas acústicamente saturadas.

El PSOE ha mostrado su satisfacción por el compromiso del equipo de Gobierno para avanzar en un plan que lleva tiempo pendiente y que afecta a la salud de muchos vecinos. Además, se ha rechazado una enmienda del PRC que establecía plazos antes de verano para algunas medidas por considerarlos inalcanzables.

La moción aprobada también incluye la revisión de la ordenanza de terrazas y veladores en busca de una convivencia armoniosa entre hosteleros y vecinos, un objetivo compartido por todos los grupos políticos.

A pesar de la solicitud del PSOE de incluir mediciones del ocio nocturno en la revisión del Mapa de Ruido, esta propuesta fue retirada a través de una enmienda del PP debido a la finalización y publicación reciente de dicho documento en el Boletín Oficial de Cantabria.

Por su parte, desde Vox se reconoce el problema del ruido del ocio nocturno pero se considera que tiene una compleja solución, mientras que el PRC aboga por actualizar la ordenanza de terrazas para buscar un equilibrio entre hosteleros y vecinos a través de una mesa de diálogo.