Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

SCS otorga vacaciones al personal de SUAP y solicita cese de huelga en curso.

SCS otorga vacaciones al personal de SUAP y solicita cese de huelga en curso.

El Servicio Cántabro de Salud ha comunicado que concederá las vacaciones de verano a los profesionales de los Servicios de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) en los periodos que se soliciten y a su vez ha pedido suspender la huelga de esta semana convocada por CSIF y aSUAP.

Ante este anuncio, CSIF ha manifestado que mantiene la huelga y que no se da por enterado dado que no ha recibido ninguna notificación oficial al respecto.

El gerente del SCS, Rafael Sotoca, ha explicado hoy mismo que debido al momento electoral, es administrativamente inviable concretar o resolver administrativamente el resto de puntos en los que se estaba negociando, quedando estos para el futuro, aunque invitó a las entidades convocantes a suspender la movilización.

La presidenta del Sector de Sanidad de CSIF, Margarita Ferreras, ha discutido que se trata de un avance "irregular" en la negociación, ya que el comité de huelga no ha recibido ninguna notificación oficial del SCS al respecto.

Además, Ferreras ha señalado que los prof.esionales no les han notificado que se les hayan autorizado las vacaciones. En su apoyo, ha recordado también que la reivindicación incluye una garantía de los refuerzos, así como compensaciones económicas o vacaciones extra por anulaciones o contingencias, como se refleja en el acuerdo.

De esta forma, la huelga de los SUAP comenzará este martes y se prolongará hasta el día 27, con un total de cinco jornadas.

En concreto, los días de huelga están previstos para el 23, 24, 25, 26 y 27, es decir, de 15.00 a 8.00 horas del día siguiente desde este martes, y hasta el viernes 26, incluido; y de 8.00 a 20.00 horas el sábado 27 de mayo.

Por lo tanto, desde este martes hasta el sábado, en el horario mencionado, solo habrá servicios mínimos de urgencias en 13 de los 31 centros SUAP de Cantabria. En el resto de centros, la asistencia dependerá del grado de seguimiento de los trabajadores, por lo que no se garantiza su apertura.

CSIF ha denunciado estos mínimos por ser "insuficientes" y generar una "sobrecarga de trabajo".