• miércoles 28 de septiembre del 2022

SEG Automotive solicita "máximo esfuerzo" para finiquitar la huelga: "El daño es difícilmente reparable"

img

Advierte que la reputación de Cantabria está "en claro peligro" y que las multas de los clientes del servicio son "millonarias"

SANTANDER, 14 Jun.

La dirección de SEG Automotive ha pedido a las partes implicadas en la negociación del convenio del metal "el máximo de los sacrificios" para "abrir vías de resolución a la mayor brevedad" y acabar con la huelga dado el encontronazo que tiene en la economía de Cantabria, provocando a las compañías daños "difícilmente reparables".

Así lo ha señalado la compañía en un aviso este martes tras comunicar ayer que ha pedido un ERTE para toda la plantilla a utilizar desde el día de hoy, una medida que tomó "por causa de fuerza mayor" y que enseña que es "la punta del iceberg de una problemática considerablemente más complicada".

SEG Automotive ha incidido en que el cierre, "de momento temporal", de múltiples compañías de la zona por la huelga del metal y la parada de su producción "implica graves secuelas a clientes del servicio de todo el mundo", entre aquéllos que están varios de los desarrolladores del campo de la automoción "mucho más esenciales del mercado".

"Estos clientes del servicio van a conocer perjudicada su producción, con paradas en sus factorías de europa y chinas por la carencia de elementos que mandamos desde Cantabria", advierte la dirección de la factoría.

Y afirma que "el daño en estas situaciones es difícilmente reparable", las sanciones económicas que imponen los clientes del servicio son "millonarias", los costos en transportes destacables tras la huelga "se van a multiplicar" y, "aún más esencial, la reputación de la zona y la adquisición de probables futuros negocios están en claro peligro".

Más información

SEG Automotive solicita "máximo esfuerzo" para finiquitar la huelga: "El daño es difícilmente reparable"