Crónica Cantabria.

Crónica Cantabria.

Centenar de robos en iglesias esclarecido con dos detenidos en Cantabria, Asturias y Palencia.

Centenar de robos en iglesias esclarecido con dos detenidos en Cantabria, Asturias y Palencia.

La Guardia Civil ha llevado a cabo la operación 'Sanandres', con el objetivo de detener a los ladrones de iglesias en Palencia, Cantabria y Asturias. En total, se han producido al menos 93 robos en 82 localidades diferentes y el dinero era el principal objeto que se buscaba, según fuentes del Instituto Armado.

Además del dinero, también se han denunciado robos de otros objetos religiosos que podrían haber sido vendidos posteriormente, como ocurrió en el Santuario de Valvanuz en Cantabria, donde unos 1.000 euros fueron sustraídos de los donativos para el belén navideño.

Los primeros robos se cometieron en diciembre de 2020 en varias iglesias de Cantabria. Después de llevar a cabo una investigación de los agentes, se pudieron detener a dos personas residentes en la localidad cántabra de Villacarriedo.

En la casa de los detenidos, se encontraron unos 140 objetos religiosos, como estuches con óleos, llaves de sagrarios, instrumentos de sonido y dos bases para féretros. Asimismo, también había una gran cantidad de monedas de poco valor donadas a las iglesias.

Para llevar a cabo los robos, la pareja utilizaba diferentes vehículos para desplazarse a los distintos lugares. La mujer era quien realizaba un estudio previo de las iglesias a asaltar, mientras que el hombre conducía los vehículos en los que se ocultaban las herramientas necesarias para los robos.

La Guardia Civil sospecha que con el inicio del Año Jubilar Lebaniego en el monasterio de Santo Toribio, podrían aumentar los robos debido al aumento de peregrinos y donaciones en las iglesias ubicadas a lo largo del camino.

El operativo de seguridad del Camino Lebaniego permitió que, durante una noche, una patrulla detuviera a un vehículo sospechoso en la localidad de Tama (Cantabria). Días después, otra patrulla identificó a la misma pareja en Quijas (Cantabria), llevando herramientas similares a las de Tama.

En vista de estas pruebas y con la sospecha del inicio de una nueva oleada de robos en las iglesias, se puso en marcha un operativo que permitió identificar al varón como el principal sospechoso, que fue detenido mientras se ocultaba herramientas de robo en su vehículo. Posteriormente, se detuvo a la mujer en su domicilio de Villacarriedo, donde se encontraron numerosos objetos procedentes de los robos en las iglesias.

Los dos detenidos han sido puestos a disposición judicial y se ha enviado todo el material intervenido al Juzgado de Instrucción número 2 de Medio Cudeyo (Cantabria).